El titular del fútbol argentino llegó al país tras acompañar a la Selección en Rusia. Fue recibido por un gran grupo de dirigentes, quienes respaldaron su gestión. La agenda de Chiqui Tapia, sus prioridades y la determinación de "no tomar decisiones en caliente"

Cerca de las 7 de esta mañana aterrizó en Ezeiza el avión del viaje más largo, el que trasladó entre otros a Claudio Chiqui Tapia, presidente de la AFA, y al entrenador de la Selección, Jorge Sampaoli, desde Rusia hasta la Argentina tras la participación del equipo nacional en el Mundial.

No hubo anuncios ni información oficial por parte del máximo dirigente, quien minutos después de pisar suelo nacional se reunió con un nutrido grupo de dirigentes que fue a recibirlo y a mostrarle absoluto apoyo a su gestión, a quienes les anticipó qué pasos dará respecto del futuro del DT, con quien podría reunirse en poco más de una semana.

Claudio Tapia se reunió con un nutrido grupo de dirigentes en su llegada al país tras el Mundial de Rusia 2018 (@TNTSportsLA)
Claudio Tapia se reunió con un nutrido grupo de dirigentes en su llegada al país tras el Mundial de Rusia 2018 (@TNTSportsLA)
A partir de la eliminación de la Argentina de la Copa del Mundo, de la que se despidió prematuramente en octavos de final y, fundamentalmente, de la negativa de Sampaoli a presentar su renuncia tras la derrota con Francia (decisión que Tapia esperaba), el foco apuntó al contrato que la AFA le firmó al DT, por cinco años y cercano a los 20 millones de dólares, con fecha de finalización al término del Mundial de Qatar 2022.

La expectativa por algún anuncio en este sentido dominaba la escena del arribo del dirigente: si mantendría el vínculo o esperaría la renuncia del DT era la cuestión a definir (teniendo en cuenta que un despido le implicaría a la AFA el pago de un resarcimiento cercano a los 16 millones de dólares) pero nada de eso ocurrió.

En la reunión que mantuvo con dirigentes como Cristian Malaspina (presidente de Argentinos Juniors), Nicolás Russo (presidente de Lanús), Javier Pipo Marín (presidente de Acassuso), Daniel Ferreiro (ex vicepresidente de Nueva Chicago) y Pablo Toviggino (secretario Ejecutivo de la Presidencia AFA), entre otros tantos, Tapia dejó clara su postura de tomarse el tiempo necesario para analizar la situación del DT, de sus manejos, de en cuánto se han cumplido o no los puntos presentados en su proyecto y de cuán desgastada ha quedado su imagen luego de un Mundial en el que su capacidad de liderazgo quedó muy cuestionada.

Fuentes que participaron del desayuno que el presidente de la AFA mantuvo con dirigentes describieron a Infobae que se trató de un encuentro "estrictamente de amigos" y agregaron que no habrá definiciones respecto del futuro del entrenador durante los próximos 10 o 15 días, a partir de cuando sí podría esperarse algún tipo de anuncio luego de una reunión que Tapia mantendría con Sampaoli. "Él no se va a dejar presionar por la prensa ni por la opinión pública. No gobierna para la opinión pública ni para los programas de tevé", sentenciaron.


El máximo dirigente del fútbol argentino no quiere tomar decisiones apresuradas. Siente que ha dado muestras suficientes de su poder de gestión, respaldada hoy por dirigentes del Comité Ejecutivo, de clubes de Primera y del Ascenso, con quienes someterá a debate el tema Sampaoli para conocer la postura mayoritaria del fútbol argentino.

Por el momento el dirigente se abocará a lo urgente, que en su consideración es el comienzo de la nueva temporada del fútbol argentino, conocer de manera pormenorizada el estado contable de los clubes y de la propia AFA, y estudiar la reestructuración de los torneos, entre otras cosas. Tapia considera que el capítulo Selección puede ponerse en pausa para que los protagonistas puedan procesar lo ocurrido y tomar decisiones recién después de procurar este tiempo de análisis.


"Pensar que Tapia se deja presionar es no entenderlo. Él es el dirigente que venció a Marcelo Tinelli, no hay que olvidarlo. Él es quien maneja los tiempos y no se mueve por urgencias", dijo a Infobae un hombre del círculo íntimo del presidente y agregó: "Chiqui Tapia nunca toma una decisión en caliente".

Por el momento solo se escuchará el silencio. Al menos en lo que a palabras oficiales se refiere. Del futuro de la Selección y, sobre todo, del de Jorge Sampaoli, no hablará nadie del círculo cercano a Claudio Tapia. Respetarán los tiempos a los que se refirió en la íntima reunión de hoy y esperarán dar el debate para el que los convocó. Luego, aproximadamente en 10 días, cuando finalmente el presidente de la AFA se reúna con el entrenador, se conocerá el desenlace de una historia que nació como sueño aquel 9 de junio pasado cuando la delegación nacional pisó suelo ruso y terminó como pesadilla, con una inesperada eliminación y una crisis interna que estalló por todos lados.

La letra chica del contrato de Sampaoli

En medio de la decisión de Tapia de no hacer caso a quienes le sugirieron que no dilatara la decisión sobre el futuro del DT y de tomarse el tiempo necesario para analizar el contexto, uno de los estudios jurídicos más importantes de Buenos Aires ofreció a la AFA estudiar de manera pormenorizada cada letra del contrato de Jorge Sampaoli.

En primera instancia los letrados que para allí trabajan consideran que hay puntos que el técnico deberá explicar si es que quiere defender con solvencia su continuidad, entre ellos el por qué se negó a disputar el amistoso con Israel que la AFA tenía pautado para el pasado 9 de junio y su cuestionado accionar en el partido con Croacia cuando sus insultos al jugador Sime Vrsaljko fueron registrados por las cámaras y dieron la vuelta al mundo, una imagen que el mismísimo seno de la dirigencia del fútbol argentino lamentó.