El letrado anunció en su visita a la mesa de Mirtha Legrand que por el momento está en "stand by" la boda con su pareja

 

Tras casi siete años de relación, Fernando Burlando le propuso casamiento a su novia Barby Franco. Pero el sueño de la modelo podría no cumplirse debido a un comentario que enojó al abogado en los últimos días.

Hace unos días, la propia Barby fue la que reveló su cortocircuito con el letrado. Invitada a un programa de televisión, reconoció que fue por un chiste que hizo ella sobre Esmeralda Mitre que él "no entendió y se re enojó". Y se sinceró: "Hace una semana que no hablamos, pero me lo cruzo en la casa y está todo bien. Nos saludamos y dormimos en la misma cama todas las noches. Siempre pasamos por estas crisis y después está todo bien. Ahora no hablamos más que un 'buenos días' o un 'buenas noches'".


Este domingo, invitado a la mesa de Mirtha Legrand, Burlando dio más detalles del momento que está viviendo con su pareja y manifestó que la boda está en stand by. "Teníamos fecha para marzo del año que viene, pero por un pequeño inconveniente provocó una suspensión, pero sin cambio de fecha", detalló el abogado.


"Hizo unos comentarios pocos felices en los medios porque Barby expone mucho de nuestra vida y cuando invade temas laborales me molesta. De mi puede pensar lo que quiera y opinar libremente", continuó Burlando.

Mirtha quiso saber cuál era el comentario lo que le había molestado a su invitado. "El tema fue así: ella fue al programa de Pampita y realizó un comentario de una visita que Esmeralda Mitre hizo a mi estudio, equivocada y con mucha fantasía", explicó el defensor de Claudio Caniggia y Juan Darthés.

"¿Fue un ataque de celos?", consultó la conductora de El Trece. "Habrá sido eso, pero estuvimos más de una semana sin hablarnos, yo me enojé bastante", se sinceró Fernando Burlando. "A mi me da la sensación de que Barby no es celosa, pero evidentemente algo le molestó", agregó.

"Suspendimos momentáneamente el casamiento, pero en principio la fecha sigue siendo en marzo", concluyó ante la atención de Mirtha y el resto de los invitados a la mesa.

De concretarse la boda, la modelo y el abogado pasarían por el registro civil, en una mega fiesta para casi 1.000 invitados en La Rural, para la cual la actriz aseguró tener su vestido de novia ya preparado.


Fuente; teleshow