El oficialismo fracasó hoy en su intento de tratar el pedido de desafuero de la senadora Cristina Kirchner, al no poder reunir el quórum necesario para sesionar, de 37 legisladores presentes.

 

 
La sesión había sido citada para las 16:00 y siendo las 16:30, sólo había 26 presentes en el recinto, por lo que el presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, levantó la sesión y abrió las expresiones en minoría.
 
Al recinto bajaron únicamente la bancada de Cambiemos y dos senadores del Interbloque Parlamentario Federal (Carlos Reutemann y Lucila Crexell) mientras que el Bloque Justicialista y el Frente para la Victoria no concurrieron.
 
La intención de Cambiemos era tratar el pedido de desafuero que envió el juez federal Claudio Bonadio en diciembre pasado en el marco de la causa que acusa a la ex presidente de presunto encubrimiento del atentado a la AMIA a través de la firma del Memorándum de Entendimiento con Irán.
 
El único que habló en el recinto luego de levantada la sesión fue Pinedo, quien expresó que con este intento Cambiemos cumple con su "obligación" dado que el plazo para tratar el pedido de Bonadio comenzó a regir "el primero de marzo" y desde esa fecha "se cumplen 180 días" este martes, límite para tratar el tema.
 
El senador oficialista indicó que con este intento, Cambiemos busca demostrar que "no hay espíritu corporativo para el no tratamiento de los temas" y agregó: "Tampoco hay lo que se ha dicho acerca de una persecución política o jurídica, lo que hay es una investigación judicial en marca. Fuimos cuidadosos en que sea eso lo que está en discusión".
 
"De ninguna manera pensamos que puede haber ningún tipo de impunidad corporativa", finalizó el presidente provisional del Senado.
 

Fuente: Noticias Argentinas