Se trata de un aumento a cuenta de futuras mejoras con la paritaria de este año. A contrarreloj se negocia sobre el monto, la dinámica de aplicación y control.

 

El bono a cuenta para los trabajadores privados que Alberto Fernández firmará en estas horas será lanzado por decreto e incluiría a los empleados públicos.

 

Alcanzaría, en principio, a los casi 200 mil estatales que dependen del Ejecutivo nacional, aunque podría extenderse a los empleados de las provinciales y a los municipales.

 

La decisión de extender el aumento a los estatales se tomó esta tarde en Casa Rosada y se anunciará entre hoy y mañana cuando se resuelva el detalle fino del monto mínimo que se establecerá para el "aumento".

 

Según informaron fuentes oficiales, hay un principio de acuerdo entre gremios y cámaras empresarias respecto a la suba. Las conversaciones de estas horas se enfocaron en un puno: establecer un mínimo que opere como "piso" de incremento y que permita que se pague en todos los sectores y en todo el país.

 

"El aumento es a cuenta de paritarias. El Estado fijará un mínimo y a partir de ahí, cada gremio podría acordar aumentos mayores que serán anticipos de futuros acuerdos", explicaron en Casa Rosada.

 

 

Esta mañana, en declaraciones radiales Alberto Fernández dijo que el aumento se conocerá en la semana. La negociación la lleva adelante el ministro de Trabajo Claudio Moroni que está on line con el jefe de Gabinete Santiago Cafiero.

 

Al extender a los estatales el aumento salarial que hasta ahora solo se contemplaba para privados, Fernández se convierte de algún modo en una "patronal" porque el Poder Ejecutivo Nacional (PEN) lo es en la paritaria con los trabajadores estatales de, entre otros gremios, UPCN y ATE.

 

Con la decisión de que el aumento alcance a los estatales, aparece otro elemento sobre la mesa: que haya un derrame, de expectativa y demanda, para que el aumento se pague en las provincias y en los municipios.

 

Así como en la mesa de negociación con las cámaras empresarias se planteó un monto "mínimo" que "puedan pagar todos los comercios, en todo el país y de todos los sectores", al aparecer el componente estatal ocurre lo mismo respecto a la situación fiscal de las provincias y de los municipios.

 

Fuente: Clarín/NA