Comunidades originarias wichí solicitan a los gobiernos provincial, nacional y al Idach que se declare la emergencia humanitaria en la zona debido a “la gravísima situación por la que atraviesan” tras las lluvias e inundaciones que dejaron los caminos anegados y aislaron a los pobladores.

 

Hace una semana que realizan cortes de rutas, protestas y manifestaciones a la espera de que los reciban las autoridades.

El presidente de la Asociación Comunitaria Wichí, Zenón Gonzalez, en contacto con Diario Chaco describió la realidad de las comunidades: “Vivimos en condiciones infrahumanas, pobres e indigentes y pedimos a los funcionarios y políticos, al gobernador, a los diputados, que se realice urgente una acción para salvaguarda institucional y humanitariamente en defensa de nuestros derechos humanos, de nuestras comunidades wichí, del monte de El Impenetrable chaqueño”.

González dijo que solicitan “una ayuda urgente, una inmediata asistencia humanitaria para las comunidades, sus organizaciones e instituciones, afectadas por desastres naturales, pobreza y el hambre. Aquí en El Impenetrable, las comunidades wichí no reciben ayuda del Estado”, aseguró.

“Viven en un estado de emergencia humanitaria, en desgracia, enfermados por situaciones adversas, calamitosas y muy graves que ya no podemos esperar. Las inundaciones nos afectan directamente, lluvias constantes, el mal estado de los caminos, la falta de alimentos y otros productos de primera necesidad, como consecuencia del fenómeno climático notorio y de conocimiento público del cual no estamos exentos”, explicó González.

 

Por otro lado, el referente indígena aclaró que “es importante contar con aportes, asistencia y ayudas suficientes para atender las emergencias humanitarias para tan amplio territorio, con sustentos lógicos adecuados, útiles para poder iniciar en la ejecución del Programa Estratégico de Asistencia Integral que hemos presentado”.

En ese sentido, la comunidad propone realizar un convenio para establecer las “modalidades de asistencias seguras, permanentes, constantes y progresivas, aportes y ayudas mensuales, subsidios para la ejecución del programa presentado” y “avanzar en su armado para buscar financiación desde el gobierno nacional”.

Por último, González reiteró que son numerosas las carencias de la comunidad: “Son muchas las cosas que hacen falta a las comunidades wichí de El impenetrable, declarada en emergencia humanitaria”.