Este jueves, según informaron en La Radio, la autopsia sobre el cuerpo de la nena hallada en un pozo cloacal, en Quitilipi, determinó que la pequeña falleció por asfixia por sumersión y que era abusada de manera crónica.

 

La causa, a partir de ahora, está caratulada como "Homicidio criminis causa". El abogado que confirmó el dato señaló que, además se ser abusada, la pequeña habría sido asesinada.
 
La médica que la recibió en Sáenz Peña también habría caratulado el caso como "muerte dudosa". La investigación determinará cómo se dieron los hechos.
 
Fuente: DataChaco