(Por Daniel Lencina) - Y no porque el gobierno, así, lo haya dispuesto, sino porque nadie respeta nada de nada.

No son todos los conciudadanos, por suerte. Pero son, en cantidad, lo suficientes para imprimirle a la ciudad una característica lo más parecida a la normal, a la habitual, particularmente, en el sector céntrico.

Insisto, entiendo que, los saenzpeñenses, al ostentar el invicto de víctimas y de casos positivos del temible y letal coronavirus, estamos demasiados confiados, tal vez, pensando que a nosotros nada nos va a pasar. Y lo peor que nos puede pasar es que haya gente que a esta altura de las circunstancias, comiencen a convencerse de que lo del COVID-19 es puro verso.

La gente circula por las calles como si nada. Sin más control que la concientización que recibe a través de los canales de televisión.

Eso se ve reflejado en las prolijas filas en los distintos locales comerciales. Todos con barbijos, todos alineados y respetando la distancia correspondiente.

La tropa está disciplinada, diría alguien, por allí.

¿Quién controla los barbijos?

Andando por la calle se puede advertir que muchos conciudadanos respetan la órden y se ponen el barbijo en frente de un supermercado, una farmacia o cualquier local comercial.

Estamos todos (o casi todos) dando cumplimiento a las disposiciones emanadas del Poder Ejecutivo Nacional, Provincial o Municipal.

Pero no todos, lamentablemente. No hay personal suficiente para controlar tamaña cantidad de clientes, amigos y favorecedores.

¿Cuál es la vida útil de un barbijo?

Todos, o casi todos, andan con barbijos.

¿Alcanza con esto?

¿Alguien se preocupa en averiguar si el barbijo que lleva puesto está contaminado o vencido?

Las máscaras de tela deben ser LAVADAS y SECADAS después de cada uso. Deben tratarse como material contaminado cada vez que llegamos a nuestras casas. Después de cada ciclo de lavado y secado, el barbijo de tela pierde eficiencia de filtrado. Neupane et al., (2019) observaron que luego del 5to ciclo de lavado-secado se disminuye en un 15% su eficiencia. Se sugiere lavarlos en agua caliente con mucho jabón (que reduce su eficiencia con el tiempo en un 20% aproximadamente (Martin Jr & Moyer, 2000). Este parece ser el método más adecuado. Por ejemplo, durante el brote de influenza A (H1N1) en 2009, la organización mundial de la salud recomendó lavar las máscaras que estén hechas de algodón con detergente luego de su uso. Otras opciones para su sanitización incluyen el uso de alcohol (que reduce su efectividad en un 37%, Martin Jr & Moyer, 2000), lavandina o agua oxigenada.

Una persona amiga tuvo la amabilidad y la gentileza de proporcionarme este informe.

¿Cómo saber si la gente que usa barbijos realiza este procedimiento?

Hoteles sin pasajeros

Desde el municipio se autorizó el financiamiento hotelero en un cincuenta por ciento. Paralelamente, el municipio prohibió el ingreso a la ciudad de personas procedentes de distintas localidades de la provincia.

No dejan entrar a nadie !

Como consecuencia de ello los hoteles (a quienes consultamos) están vacíos.

Quién no viaja a Resistencia?

El informe de la municipalidad de Sáenz Peña expresa lo siguiente:

¡Atención!

Desde la Municipalidad de Presidencia Roque Sáenz Peña, se remarca que en el marco de las medidas de prevención para evitar la propagación del virus COVID-19, NO se permite el ingreso de personas provenientes de localidades consideradas criticas.

Es decir que quienes arriben de: Resistencia, Barranqueras, Fontana, Puerto Bermejo, Las Palmas, Isla del Cerrito, Puerto Vilelas, (No podrán ingresar a la ciudad y deberán regresar a las localidades de donde provienen.)

Esta medida tiene como único objetivo reforzar al máximo la prevención de circulación del virus en Sáenz Peña y seguir resguardando la salud de los vecinos.

#EnSáenzPeñaNosCuidamos

Políticos, remiseros, ambulancias, droguerías, distribuidores, etc., etc., van y vienen de Sáenz Peña-Resistencia-Sáenz Peña.

La pregunta es la siguiente: Los mandan a cuarentena a los diputados y empleados del estado que viajan a Resistencia los lunes y regresan el jueves?

O son inmunes al coronavirus?

A veces se toman medidas que después no se pueden llevar a la práctica.

Conclusión: Da la impresión que en Sáenz Peña la cuarentena se terminó.

Es más, todo parece indicar, que, muchos saenzpeñenses, le han perdido el respeto al, hasta aquí, tan temido coronavirus.