La localidad del sudoeste chaqueño continúa siendo uno de los focos más afectados de la provincia luego del brote que nación tras una fiesta clandestina.

 

Tal lo informado por el Ministerio de Salud de la provincia, Villa Ángela sumó este lunes 38 casos de coronavirus, alcanzando así un total de 115.

 

De esta manera, esa ciudad cabecera del departamento Fontana fue la que más casos sumó hoy en toda la provincia, incluso más que Resistencia (registró 20 nuevos contagios).

 

Cabe remarcar que la situación crítica de Villa Ángela surgió de una fiesta clandestina que se realizó el 22 de agosto a donde concurrió una persona que tenía Covid-19 positivo y desde allí se ramificó la enfermedad en una localidad que no contaba con casos.

 

Ante el brote, Jorge Capitanich anunció que, en una decisión consensuada con el intendente Adalberto Papp, Villa Ángela volvía a un aislamiento social, preventivo y obligatorio por 14 días, permitiendo solo actividades esenciales.

 

Por su parte, el concejo municipal aprobó una ordenanza en ese sentido pero por solo cuatro días, que regía hasta ayer domingo.

 
Este lunes 7 de septiembre Villa Ángela vuelve a sumarse al plan de desescalada provincial, que se mantendrá en fase 3 por tres semanas más, lo que significa que contará con las flexibilizaciones comerciales permitidas.

 

"Hemos considerado que resulta necesario volver a reactivar las actividades comerciales, servicios, industriales, etcétera, habilitadas anteriormente, debido a que los casos detectados de Covid-19 tienen origen en fiestas clandestinas y no en actividades comerciales", afirmó el jefe comunal.

 

Además, el intendente Papp añadió que se tiene en cuenta un pedido de la Cámara de Comercio y otras instituciones en la que se solicita la apertura de los locales y el mayor control en los comercios. Es por esto que por resolución municipal Nº 881/2020  se indica el cierre de locales en los que se haya detectado un caso de Covid-19. El Artículo Nº 8 señala que "en caso de detección de algún caso de covid-19, el propietario como responsable social tiene que proceder al cierre de su local, caso contrario se clausurará y/o suspenderá por el término de 14 días al comercio infractor".

 

Además se realizará un estricto control del cumplimiento de las normas previstas en los protocolos de biosegurida , aplicando las sanciones correspondientes en caso de incumplimientos, según informaron desde el municpio.