El organismo que se encarga del seguimiento de los índices sanitarios respecto al coronavirus se reunió el domingo y, entre otras resoluciones, se plantearon comenzar a pensar mecanismos para las fiestas de fin año. También prestarán más atención a localidades del interior complicadas.

 

El gobernador Jorge Capitanich informó el domingo por la noche que se llevó adelante una reunión con el Comité de Monitoreo, Seguimiento y Evaluación de la Emergencia Sanitaria. Allí analizaron la situación epidemiológica de la provincia y los indicadores de la semana 33.

 

Esto se dio luego de una semana en donde localidades del interior volvieron a mostrar en números la situación sanitaria se volvió compleja. Por ejemplo, el sábado y el domingo fue en Sáenz Peña en donde se registró la mayor cantidad de contagios.

 

 

En ese sentido, tras la nombrada reunión se determinó "organizar el sistema de los test rápidos y PCR conforme a un modelo de optimización del uso de estos recursos" y también "fiscalizar y focalizar la evolución de los casos en 6 localidades del interior del Chaco debido a que hoy, el 64 por ciento de los casos corresponden a las localidades del interior".

 

Por otra parte, con el objetivo de "disuadir las conductas que incumplan con las medidas de seguridad", el Comité también recomienda "promover un incremento del valor de las multas para que lo recaudado sea destinado a un fondo de atención sanitaria del covid-19".

Por último, pero no menos importante, quedó plasmado que tanto el Comité de Monitoreo, Seguimiento y Evaluación de la Emergencia Sanitaria, como el Ejecutivo provincial, ya tienen en vista las fiestas de fin año, algo que hasta el momento era una incógnita respecto a lo que podría ocurrir.

 

 

Teniendo en cuenta que noviembre está a la vuelta de la esquina, y que la recta final del año también se caracteriza por despedidas además de la semana navideña, el Comité recomendó "desarrollar un sistema de regulación para los eventos sociales de fin de año que nos permita minimizar el riesgo de contagios durante estas fechas". Con esto queda claro que ya se empieza a planificar pensando en la recta final del año.

 

Cabe marcar que el último reporte provincial marcó que hubo 147 contagios, lo que llevó el total de casos activos a 1551. Además, se registraron siete nuevas muertes y ya son 402 los fallecimientos.